BierYoga lo deja equilibrado a pura chela

Caperuza en la posición del loto alegra el espíritu con una refrescante y helada cerveza.

Con las pepas blancas de felicidad tras alcanzar el equilibrio espiritual y apagar la sed del alma, un par de elásticas evas se puso a practicar una nueva modalidad del yoga: el mareador BierYoga.

La idea se concretó cuando Marcia Pinto se junto con una amiga que no veía hace tiempo, y que actualmente vive en Alemania, quien le contó que su esculpido físico lo logró en base al yoga y la chela.

“Me dijo que en varias ciudades de allá es tendencia, ya que la mayoría de las personas que empezaron un curso de yoga lo abandonaba para irse a los after hour con los amigos después de la pega. Así que una profesora de yoga decidió mezclar ambas rutinas y así nació el BierYoga. En algunas ciudades usan vino, pero en Berlín la cerveza es la reina”, contó toda relajá la emprendedora Marcia a La Cuarta.

Pinto se puso en contacto con la kinesióloga e instructora de yoga, Belén Sanhueza, y luego de bajar unas cuantas botellas de chela le dio el vamos al primer curso de BierYoga en Chilito.

“La idea tampoco es emborracharse, aunque estamos en una actividad donde participan sólo adultos y uno es libre de ver sus límites. La prioridad sigue siendo buscar el equilibrio espiritual a través de la alegría como lo es compartir una cerveza”, agregó la profe Sanhueza sobre el equilibrado curso que dura una hora por sesión.

ELLOS SE PONEN
Los amigos del karma le ponen bueno a través de un equipo multidisciplinario donde hay una sicóloga, una nutricionista, un quiropráctico y varios capos más en biomagnetismo, flores de Bach y terapias alternativas.

“Usamos la técnica del yoga de la risa, que es la misma que usan en clases de teatro los actores. Acá la risa es primordial para lograr nuestros objetivos, pasarlo bien y alejar el estrés”, explicó Pinto.

“La cerveza corre por cuenta nuestra, pero si el alumno lo desea puede traer su chelita favorita. Nosotros optaremos por alguna de corte artesanal ya que ahí predominan más los olores y el sabor”, chachareó Sanhueza con el diario pop.

Si se animó y quiere realizar la posición de la libélula invertida con tortícolis junto a una refrescante birra, puede inscribirse en el 224566872 o en el fanpage BierYogaChile. El asunto será en Agustinas 972 tercer piso, pleno centro de Santiago y sólo debe ponerse con 3 luquitas por sesión.

Comments