[Video] Arturo Vidal también es imbatible como “hombre de lata”

Patricio Manzo, especialista en creaciones en chatarra, se la jugó armando una figura de dos metros y está a la espera de que el propio “Celia” se la reciba en el búnker.

No es lo mismo tener garganta de lata que ser el hombre de lata. Así también lo puede decir Arturo Vidal, quien ya cuenta con su propia escultura a base de chatarra, creada por las manos mágicas de Patricio Manzo.

El hombrón, que se ha lucido creando con metales al “Quijote de la Mancha”, “Depredador” y otros simpáticos personajes, ahora se pegó el salto para armar un Arturo Vidal de dos metros y 60 kilos, que quedó igualito.

“Me falta puro entregársela. Es un regalo que le tengo al Arturo Vidal y que fue hecha con mucho cariño y esfuerzo”, le contó Patricio a La Cuarta.

– ¿Cómo nace esta idea?

– En la previa del partido contra Bolivia fui a Juan Pinto Durán y le llevé de regalo a Vidal una escultura del Quijote. Le dije que él también es un guerrero, un soñador, y que siendo así nos llevaría al Mundial de Rusia.

– ¿Y cómo le crujió para la escultura de Vidal?

– Saliendo de ahí me entrevistaron varios medios y un periodista de 24 horas, Rodrigo Arellano, me desafió a crear una escultura de Vidal. Yo asumí y dije que en un mes la tendría lista para dársela al Arturo.

– No la ha recibido…

– Estoy tratando de que lo haga. Él y su familia ya la conocen. Tengo contacto directo con su hermana y sé que les ha gustado, pero mi idea es entragarla personalmente, porque es un regalo. De todas formas no quiero molestarlo, sé que está mentalizado, pero sería bonito.

– ¿Y en el portón le hacen tapita?

– Para el partido con Perú no dejaban entrar a nadie, como habían perdido con Ecuador. Entonces los ánimos no eran de los mejores, pero tengo fe que ahora se podrá.

PURO TALENTO
– ¿La mohica es de latas de pilsen?

– Fue harto trabajo. La cara se la hice tres veces a puros martillazos hasta que la última me salió bien.

– ¿Y el cuerpo?

– Está hecho con tambores de aceite que corto, los volteo y le doy forma. Sus cejas son de fierro de construcción y tienen el detalle del corte de las cejas. Los ojos son polines de rodamientos, los dientes son chavetas, la barba son piolas de acero, las manos cubetas de rodamiento y pernos, y los cordones de alambre. Es pura chatarra, podríamos decir que es el Vidal de chatarra.

– ¿Y cuándo puede costar una obra así?

– Creo que un millón, pero para Vidal será un regalo.

Comments